Mis 80.000 mejores amigas

Utilizo a menudo la expresión «mis 80.000 mejores amigas». Se la leí a Terenci Moix (en Garras de astracán, creo; tampoco estoy segura de que la cifra exacta fuera esa).  Me gusta porque refleja con ironía una contradicción que quizás no sea tal. «Oficialmente» las mujeres tenemos muchas y buenas amigas: abundancia y calidad. Sin embargo, en un entorno competitivo, no es extraño que esa amistad falle.

No digo que suceda siempre ni a todo el mundo, pero sucede. ¿Por qué sucede? No lo sé. Quizás porque a las mujeres la amistad se nos supone, aunque se hayan escrito ensayos enteros en sentido contrario (como Tripping The Prom Queen, de lectura recomendable). ¿Es la amistad femenina un mito? ¿De verdad somos amigas las amigas? Aprovechando la inaguración del grupo de Una mujer como tú en Facebook, he lanzado la cuestión. Mi objetivo no es en absoluto demoler. Me interesa más bien aclarar. Quizás con menos de 80.000 pero más amigas llegaríamos más lejos. Núria ya ha respondido. ¿Alguien más se anima?

PD: Faltan seis días.

La fotografía es de Four Doxn en Flickr.

 

 

 

 

Suscríbete y haz que tu talento sea más visible.