Tu principal reto y 3 preguntas para resolverlo | Neus Arqués

Cómo ubicarte en la nueva normalidad en tres preguntas

En la nueva normalidad, ¿qué oportunidades te gustaría tener?

Que te compren o te contraten dependerá de que tu propuesta sea visible.

Ser visible no significa ser una celebrity o desgastarse en campañas costosas.  Depende de cómo te posicionas.

El posicionamiento es el nivel central de tu plan de visibilidad (aquí te dejo la hoja de ruta).

Posicionar es un proceso que puede hacerse tan complicado como queramos, pero los fundamentos son muy sencillos.

Estas tres preguntas que te indican exactamente qué es lo que tienes que ofrecer a tus clientes.

PRIMERA: ¿Cuál es mi objetivo?

Pregúntate que quieres lograr ofreciendo tu producto o servicios. Quizás quieres  fidelizar a tus clientes actuales o  diversificar tu negocio. Necesitas asegurar un nivel de ingresos o encontrar un nuevo empleo.

Lo importante es que tu objetivo sea medible: en porcentajes, en cifras absolutas,  en número de contactos….  La unidad de medida te sirve para saber cómo avanzas y poder recalibrar si es necesario.

SEGUNDA: ¿Quién es mi público?

Fíjate que, en la hoja de ruta, Público es la casilla situada inmediatamente debajo de Objetivos. Eso es así porque tu publico lo forman todas aquellas personas que pueden ayudarte a lograr tus objetivos.

Si eres abogada, tu público son a) los particulares  o b) las empresas que necesitan asesoramiento legal que tú puedes prestar por competencia (es una rama en la que ejerces) y/o proximidad (el cliente se encuentra en tu radio de acción).

Recomendación: cuanto más específica sea tu definición de público, mejor. Si piensas que tu propuesta es  para “todo el mundo”, te diluyes.

TERCERA: ¿Cuál es mi propuesta?

Tienes que armar una propuesta que responda a esta pregunta: ¿Cómo puedo aportar el máximo valor a mi público?

Supongamos que eres coach:  ¿qué tipo de acompañamiento está precisando tu cliente en este momento?

Recomendación: No pienses en ti: piensa en tus clientes. ¿Qué puedes hacer tú por ellos? ¿Qué servicio o producto les puedes ofrecer que mejore su vida?  Si apoyas a tu público en sus objetivos  (2), alcanzas tus objetivos (1).

Cuanto más detalladas sean sus respuestas, más potente será la estrategia resultante – porque será más nítida y, por lo tanto, más visible.

En resumen: Para ser más visible, necesitas posicionarte.

Para definir tu posicionamiento, necesitas:

Recuerda: si no te ven, no te compran. Posiciona cuidadosamente tu propuesta y encararás la nueva normalidad con nuevas y mejores oportunidades.

Si quieres que te ayude personalmente a posicionar tu marca, reserva tu sesión privada aquí.

Suscríbete y haz que tu talento sea más visible.

Tags:


Comentarios

Aún no hay comentarios

Y tú, ¿qué opinas?

(requerido)

(requerido)