De safari en el sofá: el Safari de ideas

tumblr_ljrzojLox01qis2k0o1_1280Escribo al regreso de una de mis actividades favoritas: un “safari de ideas“.

El “safari de ideas” consiste en formularte una pregunta muy concreta y “cazar” la respuesta en los lugares más insospechados.  Albert Einstein escribió que un problema no puede resolverse en el mismo plano en que se creó. Esta es la base de mi método casero para potenciar el pensamiento lateral, que he ido afinando a base de prueba y error y al que recurro a menudo para desencallar proyectos en los que estoy atascada.

El proceso es el siguiente:

-      Identifica la pregunta que quieres resolver. Este paso es crucial, porque la pregunta condiciona la respuesta. Exactamente ¿qué es lo que te preocupa? ¿Cuál es el reto concreto que necesitas resolver?

-      Una vez identificada, es necesario escribir la pregunta. Se trata de “sacarla de la cabeza” y darle una plasmación externa.

-      Empieza la parte más emocionante: la caza de la respuesta. Se trata de prestar atención a los mensajes que buscamos y/ o recibimos de terceros. Nos proponemos deliberadamente acercar su experiencia a nuestra pregunta.

-      ¿A qué terceros me refiero? Pienso en personas y/ o contenidos que a priori tienen poco o nada que ver con nosotros pero que pueden compartir de forma indirecta nuestro reto.   Anoto algunos ejemplos.

Durante estas vacaciones me propuse encontrar un enfoque distinto para el libro en el que estoy trabajando. La primera versión estaba bien pero… Detrás de un “pero” hay una oportunidad de mejora, pero estaba tan metida en el borrador que no la veía. La inspiración me llegó escuchando cómo un agente inmobiliario razonaba su método para poner en venta una casa familiar. A priori, un agente inmobiliario y una escritora no tienen mucho que ver. En la práctica, podíamos compartir una pregunta: ¿cómo pasar de la experiencia del vendedor al comprador? ¿Cómo pasar del autor al lector?

Otro ejemplo. En mi empresa organizamos hace un tiempo un seminario sobre gestión de crisis para nuestros clientes.  El ponente invitado fue un caporal del cuerpo de bomberos. ¿Qué aprendimos? Aprendimos qué es y cómo funciona y por qué hay que tener un protocolo de gestión de riesgos. Ese es un punto en común entre un bombero y un emprendedor.

¿Dónde puedes encontrar nuevos puntos de vista para resolver tus preguntas? En las conversaciones y en los contenidos. En conversaciones callejeras. Escuchando las tertulias radiofónicas o siguiendo trending topics exóticos enTwitter.  En los contenidos. Dos de mis lugares favoritos son las bibliotecas y las librerías. Las secciones que menos te han interesado hasta ahora son las que más satisfacciones te darán. Lee aquello que nunca leerías. Un gran recurso son las revistas especializadas en aficiones ajenas: revistas de caza, de cocina, de manualidades. Se trata de sacar ideas de pozos remotos. Viajar -en todos los sentidos- es una gran oportunidad.

El método es fácil y accesible. Yo lo he aplicado durante mi visita a Estados Unidos, pero puedes ir de safari sin moverte del sofá. Sólo hace falta tiempo, curiosidad y capacidad de atención.

Gracias por comentar tu experiencia a pie de post y por compartir la nota en tus redes.

Tags:


2 Personas comentan